Salarios-trabajo
El primero de mayo la Iglesia celebra a San José Obrero, patrono de los trabajadores. A través de su esfuerzo y, por supuesto, gracias a su trabajo remunerado, José logró pro- veer las necesidades básicas para que el hogar compartido con María y Jesús saliera adelante. Cuando murió, el propio Jesús, con su trabajo, continuó proveyendo para el sustento de su madre y el propio.

El primero de mayo también celebramos el Día Internacional del Trabajo. Ese día de 1886, un grupo de obreros anarquistas -no comunistas- comenzó una huelga demandando salarios justos para una jornada laboral de ocho horas. Días después, algunos fueron condenados a muerte; otros, a quince años y otros, a prisión perpetua. Son los Mártires de Chicago.

La Doctrina Social de la Iglesia (DSI) demanda que el salario sea “suficiente para la vida de la familia y para la vejez” (Centesimus Annus 34). Al igual que hacía San José, tal como reclamaban los obreros esta- dounidenses y como defiende la DSI, el salario debe garantizar el sustento de las familias y una vejez digna.

En 2007, Raúl Castro reconoció que en Cuba es insuficiente. En 2017, se dijo que el salario medio era de 790.00 CUP. Realmente, pocas personas ingresan eso. Conozco algunos que ganan 225.00 CUP, y el ingreso per cápita de los trabajadores ronda los 420.00 CUP. Desde el año pasado la pensión mínima se estableció en 242.00 CUP. Algunos estudios proponen que el salario mínimo debería ser entre 1700.00 y 2400.00 CUP, solo para comer bien.

Las cantidades mínimas de los once productos que aún se reciben por la libreta de abastecimiento cuestan entre 11.00 y 13.00 CUP. Llevamos años eliminando subsidios. Sabemos que tales productos son insuficientes para alimentarse durante un mes. Para completar, hay que recurrir a los diferentes mercados. Los productos de la TRD, con sus impuestos de hasta 240% hacen que una libra de leche en polvo cueste 63.75 CUP. Los precios del mercado agropecuario toman a los de la TRD como refe- rentes, también son altos: una libra de carne cerdo cuesta hasta 55.00 CUP. En el mercado liberado una libra de arroz cuesta 4.00 o 5.00 CUP.

Conozco a ancianos que solo ingresan la pensión mínima y compran medicamentos por el tarjetón. Uno de ellos gasta 95.00 CUP en medicinas. Le quedan 147.00, menos 56.00 por el refrigerador que le cambiaron durante la revolución energética. Paga 22.00 CUP de electricidad, 7.00 por la balita de gas y 10.00 en jabones. Le restan 52.00 CUP para una vez al mes regalarse una pizza de 10.00, de vez en cuando un helado de 3.00, y ya desistió de arreglar su televisor. En muchos países la celebración del primero de mayo se realiza con marchas en que se airean los re- clamos de los trabajadores. En nuestro país, se celebra la fiesta de San José, discreta, y el día del trabajo, más sonado. Es feriado y se organizan marchas, aunque, a diferencia de otras partes, sin reclamos por mejores condiciones, salarios suficientes y una mejor vejez.

Ora con la Palabra

 

Domingo 11 de agosto: XIX del Tiempo Ordinario

 

Lc 12,32-48

“...donde está tu tesoro, allí estará también tu corazón”.

Lunes: Dt 10,12-22 / Sal 147 (146-147) / Mt 17,22-27

“...Entonces los hijos no pagan”.

Martes:  Dt 31,1-8 / Interlec. Dt 32,3-12 / Mt 18,1-5.10.12-14

“...ésta le dará más alegría...”.

Miércoles:  Dt 34,1-12 / Sal 66 (65) / Mt 18,15-20

“...allí estoy yo, en medio de ellos”.

Jueves: Solemnidad de la Asunción de la Virgen María
Ap 11,19a;12,1.3-6a.10ab / Sal 45 (44) / 1 Co 15,20-27a / Lc 1,39-56

“...iBendita tú eres entre las mujeres...”.

Viernes:  Js 24,1-13 / 136 (135) / Mt 19,3-12

“...lo que Dios ha unido, no lo separe el hombre”.

Sábado: Js 24,14-29 / Sal 16 (15) / Mt 19,13-15

“...no les impidan que vengan a mí...”.

Otras noticias

 

Suscripción al boletín