EmigrantesWebHermano Emigrante:
Desde Cuba alcanzamos a escuchar tu clamor y tu desesperanza. Has intentado cumplir un sueño que pueda transformar la situación de tu familia. Y ahora formas parte de los 15 000 migrantes cubanos, paquistaníes, turcos, togoleses, sirios, haitianos, eritreos y congoleses que se encuentran varados desde hace meses en Tijuana, México.

Eres parte de una inmensa porción de la humanidad. A principios del presente año, la ONU informaba que los migrantes de todo el mundo constituyen unos 244 millones de personas y representan un 3,3% de la población mundial. Entre esos migrantes hay 20 millones de refugiados, por razones políticas, de conflictos armados o algún tipo de persecución.

Los destinos de migrantes como tú son múltiples. Muchísimos se dirigen a Europa, que alberga hoy 76 millones de inmigrantes, Asia le sigue de cerca con 75 millones y Norteamérica, adonde se dirigen tus compañeros y tú, cuenta con 54 millones.

Dejaste tu tierra en plena juventud, como la mayoría de los que emigran, calculando que podrás trabajar arduamente en tu destino, pero sabes que al llegar, no tendrás muchas opciones y tendrás que laborar en lo que aparezca, hasta que consigas acreditar tus estudios o demostrar tu capacidad.

Te deseamos lo mejor y pedimos encarecidamente a Dios por todos aquellos hermanos que sufren agresión o discriminación por querer cambiar su estatus social o atreverse a soñar con una realidad diferente a la suya.

Cubano emigrante, en tránsito por América y otros confines de la tierra, en este día dedicado a recordar a quienes se encuentran en tales situaciones, te decimos que sigues siendo parte de nuestro pueblo. Sabemos de tus angustias al dejar atrás, una familia, un amor, tu Patria. Conocemos tu valor para enfrentarte al mar, a la selva y a gente desconocida.

Hoy queremos asegurarte que Dios ha estado y está junto a ti en cada uno de esos momentos difíciles. Que nuestro Padre común ha sufrido cada pérdida humana como un padre que esperaba tener en sus brazos al hijo que no pudo volver, como una madre que no conoció la alegría de ver llegar a su retoño a puerto sano y salvo.

Las religiones, las iglesias y, en particular, nuestras comunidades católicas están obligadas por voluntad divina a promover y dar ejemplo de acogida y hospitalidad. La comunidad internacional debe reiterar que los derechos humanos de los refugiados, desplazados internos y migrantes no están abiertos al debate.

En este día mundial del migrante, pedimos por ti. Que la Virgen de la Caridad, madre de todos los cubanos, acompañe tus pasos, estés donde estés.

Te recordamos y te queremos.
Tus hermanos de Cuba

Ora con la Palabra

 

Domingo 9 de agosto: XIX del Tiempo Ordinario

 

Mt 14,22-33

“...iÁnimo, soy yo, no tengan miedo!”.

Lunes:  2 Co 9,6-10 / Sal 112 (111) / Jn 12,24-26

“Si alguno me sirve, mi Padre lo honrará”.

Martes:  Ez 2,8 al 3,4 L Sal 119 (118) / Mt 18,1-5.10.12-14

“...ése el más grande en el Reino...”.

Miércoles:  Ez 9,1-7;10,18-22 / Sal 113 (112) / Mt 18,15-20

“...allí estoy en medio de ellos”.

Jueves:  Ez 12,1-12 / Sal 78 (77) / Mt 18,21 al 19,1

“...hasta setenta veces siete”.

Viernes:   Ez 16,1-15.60.63 / Interlec. Is 12 / Mt 19,3-12

“El que pueda con esto, que lo haga”.

Sábado: Solemnidad de la Asunción de la Virgen María
Ap 11,19a;12,1-6a.10ab / Sal 45 (44) / 1Co 15,20-27a Lc 1,39-56

“...iBendita tú entre las mujeres...”.

Suscripción al boletín

Si desea recibir la publicación en formato digital, solicítelo a la dirección: vidacristianaencuba@gmail.com.