vidaCristiana1962WebQuienes se integran a la vida comunitaria en Cuba, al igual que los sacerdotes y religiosas que, como misioneros, inician su acción pastoral entre nosotros, tal vez desconozcan que, cuando no existían correo electrónico, internet, revistas diocesanas, ni murales en colores, había una sencilla vía de comunicación: la hoja dominical Vida Cristiana, que circulaba junto a un Guion Dominical publicado por la Parroquia de la Caridad, en Matanzas.

El guion, con las moniciones para ambientar y animar la liturgia comunitaria, era realizado por el ya fallecido monseñor Juan Manuel Machado, y policopiado por el señor Calbar en un equipo ahora museable. Después lo hizo el sacerdote Carlos Elizalde, cp. Hoy el padre Juan Elizalde Piñera —también semanalmente— nos lo envía desde la Catedral de Bayamo a través de la señora Gema Baltar Rodríguez.
Las dos publicaciones se hacían en papel gaceta y tamaño carta (8 ½ x 11"); es decir, eran muy sencillas. Incluso, la tipografía de la primera era anticuada, y, como el guion, se reproducía mediante un mimeógrafo.

Hay personas que conservan archivadas por año la Vida Cristiana y también algunas comunidades han coleccionado los guiones que, durante muchos años, venían acompañados de sugerencias para las homilías.

¡Cuánto agradecimiento a los Padres Jesuitas! Desde que el presbítero Donato Cavero, sj, publicó el primer número (siendo párroco de La Mayor de Sancti Spíritus en el año 1962) hasta hoy, han sido perseverantes y sistemáticos semana tras semana, con sucesión de varios directores, administradores y tipógrafos. Varios de ellos, también como "siervos fieles en lo poco", ya están en el Domingo Eterno: padre Felicísimo Sánchez sj, Hno. Manuel Blanco sj; los señores Elías Plazaola, Amador Hevia y Héctor Pérez.

Han pasado más de cincuenta años y ninguna de las dos hojitas ha fallado. A veces, Vida Cristiana se retrasa por la transportación en tren u otro modo de envío. El guion, porque no siempre quien lo recibe por el correo electrónico tiene recursos para imprimirlo...

Hay que valorar estos dos sencillos signos de fidelidad en el tiempo y saber apreciarlos.

¡Gracias por la perseverancia! Ambas publicaciones nos ofrecen un doble servicio: su contenido y el testimonio de quienes se sacrifican para que muchos puedan recibir, aunque sea, un sencillo mensaje que, a su vez, llevan a sus casas y vecindarios. También permite rezar por intenciones que nos posibilitan experimentar la comunión entre tantos hermanos que, a la vez, en muchos rincones de Cuba, decimos: "Te lo pedimos, Señor" o "Escúchanos, Padre".

Por favor, en tiempos de alta tecnología, "no dejemos camino por vereda". Descubramos el valor de lo poco que se multiplica —como los cinco panes y dos peces— y permite alimentar a muchos de quienes no les llega la red, ni pueden subir a la web.

NOTA: Versión condensada de original circulado por monseñor Emilio Aranguren.

Ora con la Palabra

 

Domingo 9 de agosto: XIX del Tiempo Ordinario

 

Mt 14,22-33

“...iÁnimo, soy yo, no tengan miedo!”.

Lunes:  2 Co 9,6-10 / Sal 112 (111) / Jn 12,24-26

“Si alguno me sirve, mi Padre lo honrará”.

Martes:  Ez 2,8 al 3,4 L Sal 119 (118) / Mt 18,1-5.10.12-14

“...ése el más grande en el Reino...”.

Miércoles:  Ez 9,1-7;10,18-22 / Sal 113 (112) / Mt 18,15-20

“...allí estoy en medio de ellos”.

Jueves:  Ez 12,1-12 / Sal 78 (77) / Mt 18,21 al 19,1

“...hasta setenta veces siete”.

Viernes:   Ez 16,1-15.60.63 / Interlec. Is 12 / Mt 19,3-12

“El que pueda con esto, que lo haga”.

Sábado: Solemnidad de la Asunción de la Virgen María
Ap 11,19a;12,1-6a.10ab / Sal 45 (44) / 1Co 15,20-27a Lc 1,39-56

“...iBendita tú entre las mujeres...”.

Suscripción al boletín

Si desea recibir la publicación en formato digital, solicítelo a la dirección: vidacristianaencuba@gmail.com.